[Megaguía de SEO para eCommerce] Aprende a disparar el posicionamiento de tu tienda on-line con este tutorial

Cuando tienes una tienda online uno de los primeros objetivos que debes fijarte es aparecer en las primeras posiciones de Google.

Necesitas que cuando alguien busque un producto, tu tienda aparezca entre las primeras opciones

Y es que, si no haces SEO en tu eCommerce tendrás que depender siempre de las fuentes de tráfico de pago como Google Ads, Facebook Ads o artículos patrocinados. Vamos, un desembolso de dinero que tampoco es que te sobre cuando lanzas una tienda nueva.

Sin embargo, si eres capaz de ocupar los primeros puestos de Google, conseguirás recibir tráfico gratuito y constante.

Entonces, ¿cuál es el problema?

Que hay muchísimas tiendas y una gran competencia.

Para poder aparecer por encima del resto tienes que hacerlo mejor que nadie. 

¿Cómo?

Para empezar, siguiendo esta guía de SEO para tiendas online para que tu tienda aparezca en la primera página de Google.

¡A posicionar! 😉

👉 SEO para eCommerce: por qué es necesario si quieres que tu tienda crezca

Por si no tienes muy claro lo básico del SEO, vamos a contártelo todo desde el principio. Y como siempre, empezaremos con una definición:

SEO significa Search Engine Optimization (optimización para los motores de búsqueda) y son una serie de técnicas que aplicamos en un sitio web con el objetivo de posicionarla entre los primeros puestos en los buscadores (especialmente en Google, que es el más utilizado en Europa y América).

El objetivo final de esta práctica es:

  • Aumentar el tráfico orgánico: mientras mejor posicionado estés en Google, más visitantes llegarán a tu tienda.
  • Aumentar las ventas: lógicamente, a más visitas, más posibilidades de que alguno de esos usuarios termine comprando.

Por eso es tan importante implementar una estrategia SEO si no queremos depender siempre del tráfico de pago.

Ahora veamos de qué formas podemos llevarlo a la práctica y realizar SEO en nuestro eCommerce.

👉 Las 2 estrategias básicas de SEO para eCommerce

Dentro de una estrategia SEO lo ideal es que trabajemos las 2 patas que lo forman:

  • SEO On-Page: son las optimizaciones que aplicas dentro de tu web. Casi todo el esfuerzo en el SEO de una tienda online va a estar concentrado en esta estrategia.
  • SEO Off-Page: son las técnicas para posicionar que realizas fuera de tu sitio web. Por ejemplo, cuando una web con reputación enlaza a tu eCommerce. Aunque parece que es algo completamente pasivo, más adelante te mostraremos técnicas que puedes aplicar para potenciar esta parte del SEO.

Y ahora sí, vamos a pasar a desarrollar estas estrategias. 😉

👉 Cómo optimizar el SEO On Page de tu tienda online

Lo primero es controlar lo que pasa dentro de casa.

Así que vamos a ver cómo aplicar el SEO On Page, comenzando con los conceptos básicos y construyendo nuestra estrategia paso a paso.

Vamos allá.

✅ 1. Realiza un análisis de palabras clave

Lo primero es que tengas claro qué es una palabra clave, porque esa va a ser la base de nuestra estrategia.

Las palabras clave (o keywords) son los términos que los usuarios escriben en Google (u otro buscador) para obtener información.

Por ejemplo “raqueta de tenis”, “raqueta de tenis cómo elegir” o “el tiempo en Madrid hoy” son palabras clave.

Pero claro está, no te vale con posicionar cualquier palabra clave solo para atraer tráfico. Si tienes, por ejemplo, una tienda de sombreros, no te interesa que llegue gente que lo que está buscando es una raqueta de tenis. 

Querrás visitantes que quieran comprarse un sombrero, ¿no?

O, lo que es lo mismo, quieres tráfico cualificado (visitantes con mayores probabilidades de que en el futuro se conviertan en clientes).

Ahora bien, ¿cómo consigues esto?

➡️ A. Haz una lista de posibles términos que tus clientes están buscando

Lo primero es determinar por qué palabras clave te interesa aparecer en Google.

Para esto, te recomendamos hacer un brainstorming con ideas de lo que podría estar buscando tu cliente ideal en Google. En esta lista de ideas puedes incluir, por ejemplo, los nombres de tus productos, pero también:

  • Categorías y subcategorías: en el caso de una tienda de cosmética sus categorías podrían ser «cuidado facial», «cuidado del cabello», «maquillaje», «higiene» y «perfumes».
  • Tipos de producto: como colonias, champús, limpiadores faciales, cremas hidratantes, etc.
  • Marcas: incluye también las principales marcas de tu catálogo.
  • Temas de interés: de cara a crear contenidos para tu eCommerce, piensa en temas que puedan interesarles a tus clientes. Por ejemplo, consejos de cuidado de la piel o tutoriales de maquillaje.

Una vez tengas la lista, te tocará comprobar si los usuarios realmente buscan esos términos en Google.

Piensa que si nadie busca «consejos de cuidado de la piel», entonces no te interesaría posicionar esa palabra, porque en principio no te va a traer visitas.

➡️ B. Analiza el volumen de búsquedas de cada keyword

Existen muchas herramientas para conseguir los volúmenes de búsqueda de las palabras clave.

Nosotros hemos seleccionado algunas y las hemos dividido en herramientas de pago (que son las que te recomendamos, porque te van a dar resultados mucho más exactos) y gratuitas.

En el lado de las herramientas gratuitas te recomendamos:

  • Keyword Surfer: es una extensión de Google Chrome que te muestra los volúmenes de búsqueda de las palabras. La pega es que estos datos no son muy exactos, por lo que necesitarías cruzarlos con otra herramienta para estar seguro.
  • Planificador de palabras clave de Google: en este caso es el propio Google el que te da el número de búsquedas en su plataforma de Google Ads. El inconveniente es que si no tienes campañas de Google Ads activas no te va a dar el volumen exacto, sino que te lo va a mostrar en rangos. 

Por otro lado, entre las herramientas de pago hemos seleccionado:

  • KWFinder: pertenece a una suite de herramientas de análisis de palabras clave conocida como Mangools. KWFinder es la herramienta destinada a buscar keywords.
  • SEMrush: de las más conocidas en el mundo del SEO. Semrush es también un paquete de herramientas destinado a todo lo que tiene que ver con la optimización SEO de una web.

Además de esto, puedes utilizar otras aplicaciones como Google Trends, que te permite descubrir las tendencias de búsqueda de una determinada palabra clave en el tiempo. 

Así, si ves que cada vez hay más interés por la cosmética natural, puedes crear contenidos relacionados con esta temática para captar más tráfico de Google.

➡️ C. Diferencia las palabras clave transaccionales de las informativas

Una vez tengas tu lista de palabras clave y sus búsquedas, conviene que las dividas en dos tipos en función de su intención de búsqueda (lo que el usuario espera encontrar al realizar una búsqueda). Así tendríamos:

  • Palabras clave informativas: la persona busca información sobre un determinado tema. Por ejemplo, “cómo elegir raqueta de tenis”.
  • Palabras clave transaccionales: la persona que hace esta búsqueda tiene la intención de comprar. Las más típicas son las que empiezan por “comprar”, como “comprar raqueta de tenis”.

Para saber la intención de búsqueda del usuario solo tienes que introducir la palabra concreta en Google y fijarte en los resultados que te devuelve.

Si estos son contenidos de blog o vídeos de YouTube, quiere decir que los usuarios que buscan esa palabra están buscando información. En cambio, si te aparecen fichas de producto o páginas de categoría, entonces es transaccional.

Una vez sepas la intención de búsqueda de cada palabra, podrás atacarlas en las páginas correspondientes:

  • Las palabras clave informativas se atacan con posts de blog.
  • Las palabras clave transaccionales con categorías, subcategorías y fichas de producto.

Y seguimos. 😉

✅ 2. Utiliza las palabras clave para definir la arquitectura web

Ahora es el momento de construir tu estrategia SEO desde el esqueleto mismo de la tienda. 

¿Listo para colocar los cimientos?

¡Adelante!

➡️ A. La arquitectura en silo o arquitectura de la información

Abre bien los ojos porque esta es unas de las claves para que Google posicione tu tienda.

El primer paso para que te ame es que te entienda. Como en todas las parejas, sin comprensión no puede haber amor. 😉

Y para ello necesitas organizar toda la información de tu sitio de forma clara. La estructura que te recomendamos es la conocida como «de silo».

arquitectura silo para seo ecommerce

Un ejemplo claro es una tienda de ropa.

Fíjate en el dibujo, desde la home, en el siguiente nivel de URL, se encontrarían las categorías que podrían ser «pantalones»,  «camisas» y «zapatos».

La URL de la categoría pantalones sería:

tudominio.com/pantalones

De cada una de las categorías cuelgan los productos de esa categoría o una subcategoría si la hubiese.

Imagínate que esta tienda tiene las siguientes subcategorías de pantalones:

  • Cortos.
  • Vaqueros.
  • Campana.
  • Pitillo.
  • Etc.

La URL final, con categoría, subcategoría y producto quedaría:

tudominio.com/categoría/subcategoría/producto

Si, por ejemplo, el producto final fuera un modelo de pantalón Levis 404, la url sería:

tudominio.com/pantalones/vaqueros/levis-404

Lo que conseguimos así es que toda la información quede estructurada, haciéndole más fácil el rastreo al robot de Google. En definitiva, establecer las categorías y subcategorías yendo de lo más general a lo más específico.

➡️ B. Cada URL ataca una palabra clave principal

Quédate con esta idea:

La esencia SEO de una buena arquitectura en un eCommerce es que cada URL ataque una sola palabra clave.

Lo explicamos.

La categoría pantalones, si incluye texto, debería incluir un contenido semánticamente relacionado con pantalones. También estará enlazado hacia abajo (recuerda el dibujo) a la subcategoría pantalones vaqueros.

Cada subcategoría, si así lo deseas, tendrá a su vez contenido que hable del concepto, en este caso, pantalones vaqueros.

Por debajo ya tendremos los productos, que si nos interesa posicionarlos, también tendremos que escribir una ficha original y con palabras relacionadas.

Lo que le decimos a los buscadores con estos niveles de URL es que cada nivel de más arriba es más importante en la jerarquía de la información del eCommerce.

Si te fijas, a medida que descendemos por el silo las palabras clave van teniendo menos dificultad de rankeo.

➡️ C. Evita las canibalizaciones

Si la estructura de tu eCommerce no está bien definida y Google no tiene claro para qué palabras clave debe posicionar cada URL, corremos el riesgo de canibalizar keywords.

Esto significa que varias URLs se posicionan para una misma búsqueda, restándose fuerza entre ellas.

La estrategia más frecuente es intentar posicionar las categorías, cuyo contenido permanece constante. Los productos, por su parte, cambian, se agotan o pasan de moda.

Para hacerlo correctamente también es habitual no indexar las fichas de producto, centrando así todo el potencial de rankeo en las categorías.

Una excepción es si los artículos tienen búsquedas y son muy concretas. Si un volumen considerable de personas buscan «pantalón vaquero Levis 404» entonces sí nos interesará poner la URL en index e intentar posicionarla.

¿Lo sigues?

Vamos con otra de las cuestiones que más dudas genera.

➡️ D. Categorías vs etiquetas, ¿index o no index?

La respuesta es sencilla, la explicación no tanto, pero habiendo entendido el concepto de canibalización lo tienes fácil.

Para los más dummies en SEO, veamos la diferencia entre categorías y etiquetas.

En nuestra tienda imaginaria de antes habíamos definido las categorías como zapatos, camisas y pantalones. Pues las etiquetas serían las características que varios productos pueden compartir, como por ejemplo, el color.

La etiqueta «rojo» juntaría a todas las prendas rojas, creando una URL del estilo «tudominio.com/rojo».

Lo normal es que esa página no tenga más contenido que los productos y sus descripciones. Esto puede tener dos consecuencias negativas:

  • Thin content: o contenido «de baja calidad». Al doctor Google no le gusta perder el tiempo rastreando páginas que aportan poco o nada.
  • Contenido duplicado: por las descripciones que se repiten.

Si no tienes muy claro cómo usarlas, el mejor consejo SEO es que no las utilices o no las indexes.

Las categorías, como hemos visto, serán las que centren todos los esfuerzos SEO del eCommerce.

✅ 3. Cuida la experiencia de usuario para mejorar tu posicionamiento

Una de las cosas que más valora Google a la hora de posicionar es que la página ofrezca una buena experiencia de usuario. Para medirla, Google se sirve de métricas como:

Si la experiencia de usuario es buena, estas métricas deberían ser favorables (y por lo tanto el SEO mejorará). Pero ¿cómo logramos esto?

Vamos a verlo.

➡️ A. Buena velocidad de carga = buena experiencia de usuario

Tu página tiene que ser rápida, pues la mayoría de clientes no esperará más de 3 segundos a que la página termine de cargar.

Y esto provocará que la tasa de rebote de tu eCommerce sea más alta (los usuarios entrarán, pero al instante volverán hacia la página de resultados de Google sin haber realizado ningún clic en tu web). Así que ahí ya tienes un «punto menos» por parte de Google.

Pero es que además, por defecto, Google penaliza aquellas webs que tardan más de 4 o 5 segundos en cargar.

Esto, desde luego, tiene solución:

Y para saber más sobre la velocidad de carga y cómo mejorarla te recomendamos que le eches un vistazo a este post.

➡️ B. Una buena usabilidad para lograr una experiencia de 10

Vamos con el segundo factor que influye en la experiencia de usuario.

La usabilidad es lo fácil que le resulta a una persona «utilizar» tu web. A mejor usabilidad, más posibilidades de que el cliente se quede navegando en tu tienda.

Estos son algunos de los factores que influyen en la usabilidad de tu web:

  • Buena navegabilidad: si al usuario le resulta cómodo moverse por ella. Si una página es navegable, el usuario sabrá en todo momento dónde se encuentra o cómo volver atrás. Puedes saber más acerca de la navegabilidad en este post.
  • Diseño responsive: desde hace tiempo el robot de Google le da más importancia a la versión móvil que a la de escritorio a la hora de posicionar una web. Por eso, ya no se trata solamente de que escojas una plantilla con un diseño apto para dispositivos móviles, sino de que la versión móvil esté completamente optimizada.
  • Breadcrumbs: son los enlaces que aparecen en la parte superior de la página y facilitan la navegación entre categorías y fichas de producto.
  • Arquitectura web: justo lo que te hemos contado en el apartado anterior, pero aplicado también a las personas. Una arquitectura clara no solo hace que el robot de Google entienda mejor tu página, sino que a tus clientes también les resulta más fácil moverse por ella.

Aquí tienes más información sobre la usabilidad web para que sepas cómo mejorarla al 100%.

➡️ C. El buscador interno también influye en la experiencia de usuario

Un buen buscador interno también es importante.

Ten en cuenta que entre el 15 y 30 % de los usuarios acuden directamente al buscador para encontrar un producto en lugar de navegar entre las categorías de la tienda.

Si la búsqueda no da resultado, eso empeora la experiencia de compra e incluso puede hacerte perder un posible cliente. Por eso es necesario contar con un buscador que ofrezca:

  • Resultados de búsqueda personalizados: gracias a la inteligencia artificial, el buscador analiza el comportamiento del usuario (compras, búsquedas anteriores, etc.) y predice qué productos le podrían interesar más.
  • Filtros de búsqueda: el faceted search facilita la navegación y ayuda al usuario encontrar antes lo que quiere.
  • Otras opciones de búsquedas: como la búsqueda por imágenes y por voz.
  • Autocompletado: con esta funcionalidad el buscador se anticipa a lo que el usuario y le va mostrando resultados a medida que escribe.
  • Gestiona sinónimos y erratas: aunque el usuario escriba un nombre distinto al que tiene el producto en el catálogo, el buscador comprende los sinónimos y las erratas y lo lleva al producto en cuestión.

Además, todo esto también hace que el usuario pase más tiempo en tu página; es decir, mayor tiempo de permanencia (minipunto para el SEO).

Pero ojo, que no todos los buscadores ofrecen esto.

Necesitas un buscador avanzado; o como decimos nosotros, uno inteligente, como Doofinder.

Gracias a todas estas funcionalidades, los clientes que usan Doofinder han aumentado sus ventas entre un 10 y un 20%.

¿Te gustaría comprobarlo por ti mismo?

>>Entonces entra aquí, descarga Doofinder y pruébalo durante 30 días de forma gratuita. 

➡️ D. Cuidado con los enlaces rotos

En las tiendas online es muy habitual borrar las fichas de productos descatalogados o antiguos.

Pero ¿qué ocurre si quitas el producto y borras su página sin más?

Que creas un error 404 y cabreas a Google porque le haces rastrear una página que no existe. De hecho, puede que hubieras posicionado esa página y ahora estés recibiendo tráfico que se encuentra una página rota.

Para solucionarlo, haz redirecciones 301 hacia otros productos o categorías.

Por ejemplo, si alguien está buscando unas zapatillas de trekking que ya tienes descatalogadas (y borraste la ficha), podrías redireccionar a esa persona a la ficha del último modelo.

Seguirás manteniendo posicionada esa página, no enfadarás a Google y tampoco harás perder al tiempo al usuario que ha pinchado en tu resultado en el buscador.

✅ 4. Optimiza las páginas de producto y de categoría

Otro factor importante es optimizar «a prueba de Google» las fichas de producto y las páginas de categoría.

Anótate estos consejos:

  • Redacta las descripciones de las fichas usando el copywriting: harás cada ficha única a ojos de Google y aumentarás la conversión de cara al usuario. Para saber más del copywriting haz clic aquí.
  • Incluye las palabras clave: mete las keywords por la que estás posicionando en las descripciones de la ficha. Eso sí, no te pases o estarás sobreoptimizando y esto Google no lo ve con buenos ojos.
  • Optimiza tus imágenes: incluye imágenes que sean atractivas para los usuarios, pero que también estén optimizadas para SEO. Es decir, que no pesen mucho (lo normal es un máximo de 150 kB) y que no sean demasiado grandes. De lo contrario, podrían ralentizar tu página.

Y otro punto más que todavía no hemos mencionado pero que también debes tener en cuenta es el contenido duplicado. Veámoslo en un apartado nuevo.

➡️ Evita el contenido duplicado

Al hablar de contenido duplicado nos referimos a que 2 o más páginas diferentes tengan contenidos idénticos o muy parecidos.

Como habrás imaginado, esto es una práctica que Google penaliza. Pero, tranquilo que, como todo, esto también se puede evitar si aplicas estos consejos:

  • No escribas el mismo texto en varias fichas: como te dijimos, haz uso del copywriting y crea fichas únicas y originales. Incluso aunque sean productos muy parecidos seguro que puedes darle una vuelta para no decir exactamente lo mismo.
  • No utilices el texto de la web del proveedor: muchísimas veces hemos visto la misma descripción de un producto colocada en tiendas distintas. Eso se debe a que han tomado directamente el texto del proveedor o la marca y lo han pegado en la ficha. Y sí, Google también penaliza esta práctica.
  • No copies los titles y las metas: los metatítulos y las metadescripciones no iban a ser menos. Asegúrate de que también son únicos o, nuevamente, el algoritmo de la gran G. también los verá como contenido duplicado.

¿Te han resultado interesantes estos tips?

Pues si te has quedado con ganas de profundizar más, échale un vistazo a este post en el que te contamos cómo detectar y corregir el contenido duplicado.

✅ 5. Publica contenidos en tu blog (pero siempre con estrategia)

Ya hemos hablado de los muchos motivos a favor de que tu tienda tenga un blog, pero hoy solo nos vamos a centrar en el aspecto del SEO.

Supondrá paciencia y esfuerzo, pero el tráfico orgánico llegará.

Conseguir tráfico orgánico te permite ahorrar en publicidad y otras formas de atracción de pago (Facebooks Ads, Google Ads, etc). También te ahorra costes en las campañas de anuncios, ya que podrás hacer remarketing a esas visitas cuyo primer impacto fue por SEO.

La estructura de silo que hemos comentado también puede aplicarse al contenido. Si tu blog cubre diferentes temáticas, agrúpalas en categorías y utilízalas para clasificar los posts.

Como siempre, recuerda que cada URL (en este caso, cada post), debe atacar solo una palabra clave principal.

➡️ Posiciona mejor gracias a la redacción SEO 

Pero no basta con rellenar el blog de artículos.

Si quieres que estos lleguen a posicionar deberás dominar el arte de la redacción SEO. Estos son algunos consejos:

  • Incluye la palabra clave principal: concretamente, deberás incluirla en el H1, la URL, y algunos H2 y H3. También deberás ponerlo en el title y en el texto ALT de las imágenes (aprovecha este atributo para colocar también las palabras clave relacionadas o sinónimas). Y por supuesto, deberás incluirlas también a lo largo del texto.
  • Optimiza las metas: usa el copywriting para escribir titles y metadescriptions de forma que incentiven al usuario a hacer clic en la página.
  • Responde la intención de búsqueda: fíjate en los contenidos que están posicionados y básate en esto para escribir un post que los supere.
  • Crea contenido de calidad: por muy bien que hayas hecho las otras 3 cosas, si tu post no gusta al lector, se marchará por donde ha venido. Y por tanto tu posicionamiento se verá afectado. Además, que el contenido sea bueno es clave para mejorar también tu SEO Off-Page, pero de esto te hablaremos luego.

Pero esto es solo la punta del iceberg. Si quieres hacerte una idea más extensa de todo lo que implica el marketing de contenidos y la redacción SEO te recomendamos que leas estos posts:

✅ EXTRA: utiliza el poder de los vídeos

Los vídeos también tienen sus ventajas y puedes usarlos tanto en las fichas de producto como en los posts de tu blog.

Estas son algunos de los beneficios que te pueden aportar los vídeos en tu eCommerce:

  • Mejora la conversión: un vídeo explicativo o un vídeo en el que se muestre un producto en acción puede animar a los usuarios a la compra. Aportas un valor extra más allá de las imágenes.
  • Aumenta el tiempo permanencia: si además del texto añades un vídeo, el usuario permanecerá más tiempo en tu página y eso, como ya sabes, favorece el SEO.
  • Puedes utilizarlo en publicidad o en redes sociales: en el marketing en redes sociales los vídeos son elementos muy vistosos que pueden captar la atención del usuario y que además, te ayuda a mostrar mucho mejor los beneficios de un producto.

Y si quieres saber más, échale un ojo a estos posts donde te hablamos más del tema:

👉 SEO Off Page para tiendas online

Te hemos hablado mucho del SEO On Page, pero ya te dijimos al principio que íbamos a tocar las dos patas del SEO.

Así que ahora toca empaparnos del SEO Off Page.

Es decir, aquellas acciones para mejorar tu posicionamiento web que se realizan fuera de la página y cuyo eje central se basa en obtener enlaces entrantes (o backlinks).

¿Y cómo conseguimos estos backlinks?

Te lo explicamos. 😉

✅ El link baiting y el link building para conseguir enlace externos

Estas son las dos técnicas que vamos a usar para conseguir que te enlacen desde otras webs:

  • Link baiting: consiste en producir contenido de mucha calidad en el blog de tu eCommerce para que otras webs lo enlacen de forma natural. Por ejemplo, puedes crear megaguías, tutoriales o listas. La gente enlazará y compartirá este tipo de contenidos en sus páginas y redes sociales y eso irá generando backlinks que Google valorará positivamente.
  • Link building: en cambio, en el link building somos nosotros los que «creamos» esos enlaces dentro de otra web. Por ejemplo con el guestposting (te ofreces a escribir un artículo para una web importante de tu sector) o comprando un enlace en un medio de comunicación.

Si quieres saber más, puedes seguir leyendo nuestra guía de backlinks.

Nota: trabajar el link building es muy delicado, y si Google detecta algo raro corres un riesgo altísimo de que te penalice. Lo mejor es no pillarse los dedos y dejar esta tarea en manos de un profesional del SEO.

👉 Lleva el SEO de tu tienda al cielo y devora la competencia

Siguiendo estos pasos básicos podrás ver cómo tu tienda online comienza a escalar posiciones en Google.

A pesar de que hay mucha competencia, no hay tanta que sepa cómo posicionar una tienda online. Y tú ahora sí sabes cómo hacerlo.

¡A por ello! 😉