¿Cuál debería ser el siguiente producto en el catálogo de tu e-commerce? 5 formas de analizar tu mercado

“¿Meto este producto en la tienda o no lo meto? Parece muy bueno y seguro que se vende bien… pero ¿y si no?”.

Lo sabemos.

Ampliar el catálogo de tu e-commerce no suele ser una decisión sencilla.

Porque sí, puede que todo vaya bien y que ese nuevo producto se venda en un parpadeo… o puede que a tu público no le interese y pierdas el dinero que has invertido en stock (salvo que tengas una tienda de dropshipping).

Claro que la alternativa es mucho peor: porque si no renuevas tu catálogo, llegará un momento en que te quedarás atrás en el mercado y empezarás a perder clientes.

Pero tranquilo, que hay una buena noticia.

Y es que no todo se trata de lanzar una moneda al aire y cruzar los dedos para que salga cara.

Es decir, que hay maneras de reducir esa incertidumbre y prever si ese producto que quieres empezar a vender tendrá salida o no. 

¿Quieres saber cómo?

Pues entonces sigue leyendo, porque aquí te vamos a dar varias opciones para “leerles la mente a tus clientes”.

Vamos allá.

La realidad es que ninguna fórmula te va a dar un 100% de garantía.

Siempre juegas con el riesgo de equivocarte y de que a tu público objetivo no le interese ese producto que has empezado a vender.

Pero como guía, lo mínimo que deberías tener en cuenta a la hora de ampliar o no tu catálogo es:

  • El nivel de demanda: ¿hay una parte lo bastante grande del mercado interesada en comprar ese producto?
  • La competencia: en determinados casos, si hay otros cientos o miles de tiendas online que ya lo están vendiendo, es posible que no valga la pena invertir en él.
  • El margen de beneficio: ¿puedes ofrecerlo a un precio competitivo y que te siga saliendo rentable?

Los dos últimos puntos son más o menos sencillos de responder. 

Pero ¿cómo puedes saber si un producto va a tener suficiente demanda o si, por el contrario, vas a quedarte con unas cuantas cajas cogiendo polvo en el almacén?

Eso es lo que vamos a ver ahora.

Ya lo hemos dicho antes, pero ten muy claro que ningún método te va a dar garantías absolutas. 

Lo bueno es que, si pones en práctica los consejos que vamos a darte ahora, la incertidumbre será mucho menor. 

✅ 1. Espía a tus competidores

Esta es la forma más sencilla de encontrar nuevas oportunidades de negocio.

Tienes tres opciones.

➡️ A. Tu competencia directa

Supongamos que tienes una tienda online de productos de informática reacondicionados.

Ahora mismo tu catálogo se compone de tres categorías principales:

  • Ordenadores (portátiles y de sobremesa).
  • Tablets.
  • Smartphones.

Pero últimamente algunos clientes te han preguntado si vendes también consolas reacondicionadas. Y claro, al final te has acabado preguntando: “¿Será buena idea empezar a venderlas?”.

Para salir de dudas, te vas a las webs de tu competencia a echarles un ojo.

Entonces descubres que, de tus 5 competidores principales, 3 ya tienen esa línea de productos como parte de su catálogo.

Teniendo todo eso en cuenta, quizá va siendo hora de hacerles hueco en tu tienda a las consolas. 

➡️ B. Amazon

Amazon suele ser visto como el Goliat del mundo de las tiendas online.

Claro que alguna ventaja tenía que tener este gigante. 😉

Y es que este e-commerce tiene un catálogo de productos inmenso y un gran volumen de ventas, así que puede sernos muy útil para tomarle el pulso al mercado.

Hay dos cosas que puedes hacer:

  • Ver cuáles son los productos más exitosos en Amazon dentro de tu sector (si tienes un e-commerce de muebles, entra en la categoría de “Hogar y cocina” y revisa cuáles son los más vendidos).
  • Comprobar si la marca concreta que quieres añadir tiene muchas valoraciones de clientes (y si son positivas).
proximo producto ecommerce

Pero todavía nos queda una tercera opción.

➡️ C. Negocios similares de otros países

Es posible que haya otro país donde tu sector esté más evolucionado.

Ya sabes, la típica frase de: “Cuando en este país empieza a popularizarse un producto, en dos años como máximo llegará al nuestro”.

Y esto lo puedes aprovechar para adelantarte a tus competidores.

El problema es que este método es el menos fiable, porque hay ciertas tendencias que acaban quedándose solo en el país donde nacen. 

Pero hablando de medir tendencias…

✅ 2. “Adivina” el futuro con Google Trends

En otro post ya te hemos hablado de Google Trends.

Esta herramienta gratuita de Google te permite saber cómo han evolucionado las búsquedas de una determinada palabra clave a lo largo del tiempo.

Por ejemplo, probemos con “tahini”.

nuevo producto ecommerce

Como ves, la herramienta nos dice que durante los últimos años ha crecido el volumen de personas que introduce este término en Google.

Eso significa que si tienes un e-commerce de alimentación y todavía no vendes tahini, sería buena idea añadirlo a tu catálogo, porque la demanda no para de crecer.

La única limitación de esta herramienta es que no trabaja con datos absolutos. 

Es decir, lo que nos dice la gráfica es que ahora mismo el tahini se busca mucho más que antes, pero ¿cuánto exactamente? 

Para eso tenemos el siguiente punto.

✅ 3. Haz un estudio de palabras clave

El estudio de palabras clave o keyword research es lo primero que debes hacer para diseñar tu e-commerce, porque así puedes crear categorías optimizadas para el SEO (como te explicamos en esta guía).

Pero eso no significa que solo vayas a hacerlo una vez.

Por ejemplo, digamos que has decidido añadir una categoría nueva a tu e-commerce de productos para mascotas, pero estás entre tres opciones:

  • Camas para perros.
  • Camas para gatos.
  • Jaulas para conejos.

Ahora mismo solo puedes invertir en stock para dos de estos productos, así que tienes que pensártelo bien.

Entonces decides averiguar cuánta gente busca al mes cada uno de estos productos en Google (para eso puedes usar el Planificador de palabras clave, que es gratuito, o una herramienta de pago como Semrush o Ahrefs).

Y descubres que:

  • Camas para perros tiene 21,900 búsquedas mensuales.
  • Camas para gatos tiene 7400 búsquedas.
  • Jaulas para conejos 9000 búsquedas.

Visto así, está claro que la mejor opción es incluir las camas para perros y jaulas para conejos.

Pero podemos ir un paso más allá.

Imagina que al buscar estos términos en Google Trends, ves que las búsquedas de “jaulas para conejos” llevan un par de años cayendo, mientras que las de “camas para gatos” han crecido de forma exponencial en el mismo periodo.

Eso significa que, aunque ahora mismo haya más personas buscando “jaulas para conejos”, es posible que invertir en camas para gatos te sea más rentable a largo plazo.

✅ 4. Pregunta a tus clientes

Esta es una buena opción si tienes una base de suscriptores amplia (y activa).

Si es tu caso, puedes enviarles un email explicándoles que vas a incluir un producto nuevo en el catálogo de tu e-commerce y que quieres conocer su opinión.

Incluso puedes plantearlo como una encuesta, con preguntas del tipo:

  • De 0 a 5, ¿cómo de interesado estarías en comprar este producto?
  • ¿Cuánto estarías dispuesto a pagar por él (poniendo un precio mínimo y uno máximo).

Lo bueno de esta estrategia es que no te basas en datos genéricos del mercado sino que las respuestas provienen de tus propios clientes.

El problema es que una encuesta no siempre refleja la realidad.

Por ejemplo, quizá la mayoría de tus clientes te diga que estaría dispuesto a pagar hasta 100 € por ese nuevo producto, pero en el momento en que tienen que gastarse el dinero de verdad se lo piensan mejor.

O quizá el número de personas que responde a la encuesta es demasiado bajo como para sacar conclusiones fiables.

No importa, porque todavía nos queda un método mucho más seguro.

✅ 5. Utiliza los datos de búsquedas sin resultados

Las encuestas quizá te engañen… pero las estadísticas no.

Y es que cuantos más datos objetivos tienes, mejores decisiones de negocio puedes tomar con el fin de mejorar tus ventas. 

Eso es algo en lo que un buscador avanzado puede serte de mucha ayuda.

¿Cómo?

Entre otros aspectos, con las búsquedas sin resultados.

Te lo explicamos con un ejemplo.

Imagina que tienes una tienda online de electrónica y electrodomésticos. 

En tu catálogo no tienes ningún robot aspirador porque son un producto bastante costoso, y no tenías claro si la inversión te iba a valer la pena.

Entonces revisas las búsquedas sin resultados.

Y resulta que de cada 100 personas que entran en tu web, al menos 15 introducen las palabras “robot aspirador” en el buscador interno de tu e-commerce.

Es decir, 15 personas de cada 100 que llegan a tu tienda con la intención expresa de comprar un robot aspirador.

Saber esto te permite comprar stock y ampliar tu catálogo con la certeza (casi) total de que ese producto tendrá salida.

Ahora bien… aquí hay un poco de trampa. 😉

👉 ¿Quieres saber cómo usar el buscador interno de tu e-commerce para ampliar tu catálogo con más seguridad?

La realidad es que la gran mayoría de los buscadores internos no te ofrecen datos como las búsquedas sin resultado. 

Para eso necesitas utilizar un buscador avanzado. O como nos gusta decir a nosotros, uno “inteligente”.

Uno capaz de identificar las tendencias de búsqueda y el comportamiento de tus clientes para ofrecerte datos de analítica con los que mejorar tu estrategia de venta.

Y eso es precisamente lo que hace Doofinder.

Si quieres comprobar por ti mismo la diferencia entre usar un motor de búsqueda básico y uno inteligente, lo tienes fácil.

>>Solo tienes que hacer clic aquí para instalar Doofinder y probarlo gratis durante 30 días.<< 

Verás cómo aprendes un par de cosas sobre tus clientes que ni te imaginabas.