Los 6 productos más vendidos en Internet (¿se puede entrar en esos mercados?)

productos-mas-vendidos-en-internet

Se dice que el 80% de los negocios online fracasa en menos de 2 años.

La inexperiencia o la falta de conocimientos, entre otras razones, no suelen faltar en la lista de motivos por las que un negocio nuevo no despega.

Pero, en otras ocasiones, con los mismos condicionamientos previos, o incluso peores, un negocio nuevo termina consolidándose.

¿Por qué?

De nuevo hay muchas circunstancias, pero entre ellas está una de la que te vamos a hablar hoy, la elección del producto.

Dar con el nicho acertado es capaz de levantar un negocio aunque haya carencias técnicas o inexperiencia.

Y si además sumas esfuerzo y buenas herramientas, lo tienes hecho.

Para echarte una mano hemos pensado en darte ideas sobre qué vender. Y para eso, hemos dado una vuelta por la red para crear esta lista con los productos más vendidos online.

Léela con la mente abierta y analiza si en algunos de estos sectores tu idea de negocio podría tener cabida.

Y ahora ya sí, vamos al lío.

¿Por qué es importante conocer cuáles son los productos que más se venden por Internet?

Si vas a crear una tienda online hay algo que debes de tener claro: tus productos tienen que tener demanda.

No tiene mucho sentido gastarte el dinero en construir una tienda con productos que nadie va a comprar.

Dicho así parece muy obvio, pero si echas un vistazo profundo por la red, te encontrarás casos en los que no está muy claro cómo es que decidieron ponerse a vender esos productos. ;)

Además, al vender online tienes que tener en cuenta otro detalle importante: la venta a través de Internet no tiene nada que ver con la venta física.

Venta física ≠ Venta online

Que un producto o sector tenga mucha demanda en tiendas físicas no significa que también la tenga a través de Internet (y viceversa).

Para que no te equivoques a la hora de elegir el sector y el público de tu tienda online, aquí te mostramos los 6 productos que más se venden a través de Internet . La demanda está asegurada, aunque la competencia también.

1. Artículos de moda

La moda es, curiosamente, el primer sector que más vende en casi todo el mundo.

Sí, a pesar de ser un producto delicado y en el que las tallas pueden variar de una tienda a otra, la moda es la reina de las ventas.

El aumento de demanda de este sector en el mundo online se debe, principalmente, a las mejoras en las políticas de devolución.

Antes era difícil que alguien se arriesgara a comprar una camiseta, pantalón o chaqueta sin saber exactamente si le quedaría bien. Hoy en día las devoluciones son gratis en casi todas las tiendas y puedes probártelo todo en casa, sin colas y pudiendo devolverlo en cualquier momento.

Sí, se vende mucho, pero… ¿merece la pena meterse?

Presta atención.

Ventajas y desventajas de montar un e-commerce de moda

No te dejes llevar por el primer impulso.

Cuando tengas una idea trata de desapegarte de la emoción que te genera y analízala desde fuera, ¿a quién voy a vender? ¿cómo voy a llegar a esos clientes?

Desventajas

  • Muy generalista: el término “moda”, dicho así, es muy genérico. Eso significa que bajo ese paraguas hay muchos tipos de moda. Si tratas de ir a por todos, fracaso seguro. 
  • Mercado saturado: si los artículos que más se venden online son de moda, no esperes encontrar un océano azul (mercado casi sin competencia), sino uno rojo saturado de pescadores.
  • Dificultad técnica: ¿sabes de patronaje, materiales y proveedores o toda tu relación con la moda se resumen en leer la Vogue de vez en cuando? Aunque sea un producto muy vendido online, vas a necesitar muchos conocimientos…
  • Riesgo de devolución: el usuario se ha acostumbrado a poder devolver casi sin dar explicaciones. Los grandes del retail lo hacen así y, para un e-commerce que empieza, es un reto extra.

Pero no todo es negativo, vamos con las ventajas del sector con más éxito en Internet.

Ventajas

  • Se compra mucho: la ropa y la moda en general son los productos más vendidos porque la gente ha perdido el miedo a comprarlos por Internet. En otros sectores todavía somos más reacios, pero no aquí.
  • La tecnología lo pone muy fácil: con las herramientas de vídeo y foto disponibles, podrás recrear los artículos casi como si el cliente lo estuviera tocando.
  • El sector se mueve muy rápido: todo el tiempo están saliendo nuevos productos y tendencias por explotar y es un factor positivo para una estrategia de marketing de contenidos.

Y unos tips antes de pasar al siguiente en la lista de más vendidos:

  • Especialízate al máximo: no montes una tienda de ropa más, busca un estilo, una prenda en concreto, o incluso un modelo de una sola marca, y sé el mejor en ese nicho. 
  • Empieza con dropshipping o afiliación: si no quieres invertir en stock, prueba una de estas opciones que te permiten tener una tienda sin invertir en material. Si te estás planteando abrir una tienda así: lee este post sobre cómo vender sin stock o este especializado en el dropshipping,

Dejamos la moda y nos vamos al segundo producto con más demanda online.

¡Nos vamos de viaje!

2. Viajes y experiencias

Si hay un sector que se ha adaptado bien a toda esta revolución online ese es el sector del turismo.

Seguro que ni recuerdas la última vez que compraste un billete de avión, alojamiento, tour o cualquier tema relacionado con viajes de manera presencial.

Además, el inmenso número de comparadores que hay hace que los precios sean mucho más competitivos. Antes todos íbamos a una agencia de viajes, hoy podemos organizar nuestro viaje sentados en frente del ordenador de casa.

¿Te estás planteando empezar un negocio online relacionado con los viajes y el turismo? 

Atención a los pros y contras.

Los viajes son tan bonitos… ¿verdad?

Si sigues corriendo al kiosko cuando sale Traveler y tienes una Lonely Planet por cada city trip que haces, es probable que ames los viajes y esto sea lo tuyo.

Es un gran punto a favor pero no pierdas la perspectiva; que te guste viajar no significa que te vaya a gustar vender productos relacionados con el turismo. Ni mucho menos.

Además, aunque todo el mundo ya compre online en este sector, hay gigantes instalados llevándose el pastel desde hace años.

Superarlos en SEO, creación de contenido o atención al cliente es imposible, pero no está todo perdido.

La especialización es la llave de entrada al sector de los viajes.

Empresas como Booking o Tripadvisor cubren todos los micronichos del sector, pero son demasiado horizontales, tocan demasiados palos.

Un negocio vertical atacaría, por ejemplo, solo los hoteles con piscina en una ciudad en concreto. La información es mucho más completa y específica que la que aparece en un megasite. El cliente lo agradece y Google también.

TIP: si quieres aprender sobre SEO para tiendas online, lee esto.

3. Productos tecnológicos

Es curioso que los productos tecnológicos no estén en el puesto nº 1, ¿verdad?

El principal motivo que puede ahuyentar un poco de la compra es la garantía.

Cuando compras tecnología en un establecimiento físico sueles tener mucha más confianza porque, en caso de cualquier fallo, van a estar ahí para repararlo.

Queremos sentir que ante cualquier problema, habrá una persona “real” a la que poder acudir.

En una tienda online no tienes esa confianza, salvo que se la ganen.

Por ejemplo, en el mercado español, BQ se ha convertido en un referente gracias a su excelente garantía. Cualquier cliente sabe que ante cualquier fallo, en 2 días tiene reparado o sustituido su producto.

Nuestros consejos si quieres empezar en este sector

Salvo que te apellides Jobs, seas un genio creativo y hayas empezado un negocio en un garaje de Silicon Valley, no te recomendamos montar un e-commerce de tecnología con producto propio.

Lo positivo de este tercer sector es que hay mucha oferta y la tecnología avanza muy rápido.

Esta situación es idónea para una estrategia de curación de contenidos analizando las novedades del mercado. 

El inconveniente, de nuevo, es que ya hay blogs y webs muy consolidadas con gran volumen de negocio haciendo reviews y comparando dispositivos.

Como son pocos los que pueden crear tecnología, la manera de monetizar una web aquí es con la publicidad y la afiliación. 

La afiliación consiste en analizar productos de otros para luego redirigir a una página de venta externa a cambio de una comisión. Entra aquí si quieres saber más sobre el marketing de afiliación.

De nuevo, la especialización es la clave.

Si en lugar de abarcar todos los productos del mercado, te especializas en tablets Samsung de más de “X” euros, podrás reducir tu competencia y convertirte en una autoridad de esa temática concreta.

4. Venta de segunda mano

Aunque eBay ya no sea lo que fue hace unos años, la venta de segunda mano sigue siendo un top en Internet. La facilidad de poder encontrar un producto rebajado a la mitad de precio y en buen estado no se consigue en casi ninguna tienda física.

Además, el mundo de la segunda mano abre posibilidades casi a cualquier tipo de producto. Hay tiendas de todo: electrónica, ropa, entradas, libros, vehículos…

Por si fuera poco, la demanda de productos de segunda mano ha crecido en segmentos de la población con ingresos medio-altos.

Comprar artículos usados ya no se asocia con necesidades económicas, sino con estilo y gusto por los productos de calidad frente a la corriente “made in China“.

A todo esto lo ha acompañado la tecnología.

A los que ya estaban como MilAnuncios o SegundaMano (Vibbo), se ha unido una aplicación de compra venta como Wallapop, con más de 20 millones de usuarios solo en España.

Tras un comentario del ministro de Economía español, ha habido un poco de revuelo en el sector. Ha venido a decir que las compra de este estilo entre particulares deben estar sujetas a impuestos.

Veremos qué pasa, pero el auge es imparable. No descartes que ascienda en la lista de lo más comprado online.

5. Música y libros

Otro tipo de productos que parece que deberían estar más arriba. Sin embargo, teniendo en cuenta la cantidad de descargas ilegales que hay tanto de música como de libros, el 5º puesto puede llegar a ser muy bueno.

La bajada de precios, tras eliminar muchos costes relacionados con la distribución, hace que hoy podamos comprar libros por 1€ y hasta elegir qué canciones comprar de un disco.

Y viendo que parece que en un futuro el libro físico podría desaparecer, no nos extrañaría que los libros subieran alguna posición más en estos años.

Ya ha llovido desde los tiempos en que Napster y otras plataformas de descarga arrancaron.

Desde esos inicios donde el sector empezó a ver las orejas al lobo, hemos visto una revolución, sobre todo en la compra de música.

Los libros y discos siguen en la pomada de los más vendidos, pero gracias a la llegada de nuevos actores como iTunes, Spotify o Amazon y su Kindle. Si es por las discográficas casi que seguiríamos comprando cintas de casete.

6. Cursos de formación

El e-learning está de moda y eso se nota.

Han salido bastantes plataformas de cursos, como por ejemplo Video2Brain (recién adquirida por LinkedIn), o Udemy. La formación específica en ciertos temas parece estar ganando terreno a la formación más general (Universidad o Máster).

Estando en una situación global en la que cada vez es más difícil encontrar trabajo, es normal que la formación online esté siendo cada vez más demandada.

El factor clave es que los usuarios están perdiendo el miedo a la formación que no ofrece ni depende de un título.

Nos explicamos.

Lo más importante está empezando a ser lo que se aprende, no el título donde pone lo que se ha aprendido.

Quizás ha habido demasiados casos de estudiantes con carreras y máster que poco saben del mundo laboral…

Si una persona tiene capacidad y conocimientos de sobra para formar a otros en una temática, no es necesario que al acabar expida un papel diciendo lo que los alumnos han aprendido. 

Durante años, el imperio de la titulitis ha dominado el mundo de la formación. Por suerte, cada vez más usuarios se forman online.

Es la formación no reglada y estamos convencidos que tiene mucho futuro. Además, la barrera de entrada es muy baja, ¿es eso bueno?

Sigue leyendo.

¿Estás pensando en ofrecer formación online?

Esta democratización de la transmisión del conocimiento como llaman algunos, solo acaba de empezar.

Uno de los riesgos es la baja barrera de entrada. Con una web, unos vídeos y un par de testimonios casi cualquiera puede empezar a ofrecer formación.

¿Pero asegura le calidad?

Difícil de saber de antemano.

La proliferación de cursos de dudosa calidad tiene el riesgo de que la gente coja miedo a ser engañada.

No obstante, si tu oferta es de calidad, el mercado te terminará poniendo en tu sitio.

Si tu intención es vender formación online redobla esfuerzos en:

Conclusiones ¿deberías hacer una tienda online de alguno de estos productos?

La pregunta puede parecer obvia, ya que si hay tanta demanda lo lógico es pensar que sí. El problema es que al haber tanta demanda y ser esta tan conocida, también hay una gran competencia.

Piensa en la cantidad que hay de:

  • Tiendas de moda.
  • Comparadores de viajes.
  • Tiendas de tecnología.
  • Tiendas de música y/o libros.
  • Portales de formación.

Y cada vez hay más y más. Si quieres triunfar en estos sectores, solo tienes un camino: diferenciándote y especializándote.

Entrar en un mercado maduro y generalista como son los que hemos visto, no está al alcance de alguien que empieza desde abajo:

  • Precio: competir en precios es casi imposible, por lo que tu marca debe ser 100% única.
  • Autoridad: ser referente en el mercado es lo que tiene. Te puedes permitir hasta marcar tendencias.
  • Confianza: recuerda que el comprador online todavía es aprensivo y prefiere dejar su tarjeta en webs muy conocidas, aunque el producto sea peor.
  • SEO: ¿te imaginas intentando posicionarte por el mismo número de productos que Amazon o El Corte Inglés? 

La clave para entrar en los sectores con los productos más vendidos en Internet es hiperespecializarte, ofrecer una experiencia de usuario única y llegar hasta los detalles donde los grandes no alcanzan.